El blog de Lauri

Mi mundo, mis cosas, mis películas, mis pensamientos…

Back to life diciembre 13, 2014

Filed under: Uncategorized — Laura Leblan @ 5:36 pm

Hacía ya mucho que no me veías por ningún blog y hoy he decidido que sería el día perfecto para mi vuelta. Seguramente no lo hice antes porque para mí los blogs siempre han rimado con algún tipo de viaje o de locura, y desgraciadamente no ha habido tal proyecto que mereciera tanto la pena como para ser contado.

Recuerdo con mucha ternura y nostalgia aquellos viajes, que no eran viajes sino trozos de mi vida y que despertaron en mí todo tipo de sentimientos. Me hicieron reír y llorar; reír y llorar.

La escritura ha sido durante mucho tiempo una especie de terapia, hecha en varios idiomas y en varios tempos musicales así que de algún modo supongo que sigue mereciendo la pena.

Seguiré llorando porque no existe ningún tipo de cura que me haga dejar de recordar cada instante, cada detalle y cada vivencia de estos últimos 7 años. Buenos momentos, todos. Seguiré llorando y lo haré con una sonrisa porque el esfuerzo siempre es recompensado, de alguna forma.

 

Hello the world… sigo viva septiembre 5, 2012

Filed under: Uncategorized — Laura Leblan @ 11:26 am

Bueno, ya es hora de retomar este blog, que lleva muerto desde más de un mes. Y es que tengo muchas novedades por contar y ni siquiera sé por dónde me había quedado. Hace más de un mes ya me tocó dejar el piso que compartía con Ryan para mudarme de casita. Durante mi viaje he tenido la suerte de conocer a una pareja de franceses que viven en Melbourne y tienen alquilado un piso precioso en el centro de la ciudad. Cómo se iban de viaje unas 5 semanas de vuelta a Francia, estaban buscando a alguien para quedarse con el piso mientras tanto (pagándoles el alquiler, vamos…). Un favor que me hacen ellos y otro que les hago yo… Y allí que me fui a vivir! Un piso de unos 60 metros cuadrados, todo nuevo, en pleno centro y con unas vistas a la ciudad y al río increíble. Cómo ya es de costumbre, con piscina, gimnasio, jacuzzy y sauna. Olé Australia.

 

Pero cómo ya os imagináis, en ese lapso de tiempo en el que no escribí cambiaron muchas cosas… y es que ahora tengo compañero de viaje, Jose, mi novio, que se ha cruzado medio mundo para vivir esta experiencia conmigo.

Hace unas semanas aproveché la llegada de Jose para pedirme unos días en el trabajo. Cómo eso no ocurre muchas veces, quise ir a Phillip Island. Phillip Island es una isla a unos 130 kilómetros de Melbourne, que es muy famosa por su circuito de formula 1. No vimos el circuito pero sí vimos y tocamos canguros, wallabies y más bichos de esos. No solamente los tocamos sino que se llevaron mi gorro, por lo que debe ser verdad eso de que los animales sienten que poco los quieres. Enfín, me ha hecho ilusión, llevaba tiempo queriendo tocar un canguro! Para eso he venido hasta aquí, no?

La isla es bastante bonita, aunque parece pequeñita. Lo más famoso de allí es “the penguins parade” que consiste en sentarte en la playa cuando anochece y ver a todos los pinguinos salir del mar y refugiarse en las rocas para dormir. Aquella noche vimos cerca de 1000 pinguinos (todos muy chiquititos). Fue algo gracioso aunque hacía un frío que pelaba. Una cosa más vista en Australia!

Llevamos ya casi un mes viviendo en esta casa maravillosa de la que os hablé antes, y ya va siendo hora de decirle adiós. Después de dos semanas visitando pisos por fín hemos encontrado el que va a ser nuestro piso para los dos siguientes meses. Un piso en el centro, bastante nuevo y moderno. Seguimos con los mismos lujos pero está vez compartiremos piso con un chico de Malasia, así que ya os iremos contando.

Dentro de dos meses ya nos despediremos de Melbourne y ya emprenderemos nuestro viaje. Primero el 15 de Noviembre nos iremos hacía Bali, Indonesia. Hemos encontrado una oferta de 900 dólares por  persona: vuelos ida y vuelta +  7 noches en un hotel de cuatro estrellas. Baratísimo. Volveremos a Melbourne el día 23 de Noviembre. El 24 de Noviembre nos iremos para Nueva Zelanda unos 12 días, para poder recorrernos la isla desde arriba hasta abajo, pasando por Auckland, Christchurch y Wellington. Seguramente alquilemos un coche para ir más a gusto y más libres. El 5 de diciembre volvemos a Melbourne y pasamos noche en el aeropuerto porque unas horas después marchamos para Sydney dónde pasaremos unas dos semanas. Y luego… según nos de (y hasta dónde nos lleve la pasta, porque seamos honestos, tampoco somos ricos jeje): Brisbane, Noosa Heads, Byron Heads, Cairns y el outback de Australia. Fecha de vuelta a Melbourne: 22 de enero!!

Qué ganas… pero de momento, nos toca trabajar y ahorrar mucho dinero. Ahora ya ha empezado la primavera (es que aquí los cambios de estaciones se hacen el día 1 y no el 21 como en todos los países). Hemos tenido ya unos días preciosos, con 24 grados pero no ha durado… hoy ha vuelto el viento y la lluvia pero aquí seguimos, felices como dos perdices!!

Ya os iremos contando más cosillas!!

 

Bye bye Southbank, good morning CDB! agosto 8, 2012

Filed under: Uncategorized — Laura Leblan @ 12:27 pm

Ya es hora de despedirme definitivamente de Southbank, el barrio donde he estado viviendo hasta ahora. He vuelto al backpacker de los primeros días desde el domingo pasado, y hoy ya he recogido lo que quedaba en mi piso. Todavía no me huele a pasado…recuerdos de momentos increíbles, mis tres primeros meses en Australia. 

-¿Por qué me mudo si me quedo en Melbourne?

Pués porque el dueño va a recuperar el piso, por lo que Ryan y yo nos hemos ido. Él se ha ido a vivir a un piso compartido en el barrio de St Kilda, y yo me voy a un apartamento en el centro de la ciudad durante las próximas 5 semanas (después tendré que mudarme otra vez…vida de backpacker). Ya he recogido las llaves y mañana entro a vivir. Ya sabréis un poco más dentro de algunos días.

Image

Aprovecho también este post para agradecer a Ryan todo lo que ha hecho por mi (sí sí, sé que lo estás traduciendo ahora mismo con google translation jaja). Nunca hubiese imaginado que los primeros meses iban a ser tan buenos. He llegado a Australia sola, sin piso, sin trabajo, sin amigos y al final me voy con el corazón lleno de alegría por todo lo que Australia me ha ofrecido. Y lo más importante de todo, me llevo un buen amigo. Me ha llevado a todas sus fiestas, me ha enseñado los bares más chulos de Melbourne, me ha llevado a hacer surf, me ha enseñado inglés, me ha hecho amar “la cocina australiana”, me ha llevado a tomar brunch los domingos de hangover… y ya le estoy echando de menos. Pero por supuesto seguiré viéndole🙂 Dentro de una semana cambiaremos los papeles, él se irá a Europa para pegarse un viaje de un mes.Image

 

Mañana ya empieza otra etapa, otro capítulo de mi historia en Australia. No sólo me cambio de piso, sino que cambio de vida… and i am very excited about it. Más en el próximo post….

Muchas gracias!!!!

 

 

 

Hoy busco trabajo y piso… nada más nada menos mayo 19, 2012

Filed under: Uncategorized — Laura Leblan @ 12:05 am

Buenas, me llamo Laura y hoy me como el mundo (bueno el mundo a lo mejor no pero a Melbourne si) Me lo tendré que creer, no? que si no me lo creo yo, ¡no se lo cree nadie!

Después de un buen despertar a las 7 de la mañana y algunas sesiones de skype, decido marcharme para empezar este segundo día en Melbourne.

Hoy, he decidido que me iba a comer el mundo. Señores, hoy buscaré trabajo y piso, nada menos…

Antes de nada, tengo que hacer el check out en mi hostel porque ya me voy de allí. De paso, aprovecho para poner cara de perro abandonado y pregunto al personal dónde podría encontrar piso. Uno me dice que justamente tiene un amigo que está buscando “roommate” y me da su número de teléfono!

Salgo de alli más feliz que una perdiz y me voy a desayuno. El mismo desayuno raro que ayer pero que por lo menos me da mucha energía. Aprovecho para escribir un mensaje a Ryan, el amigo de Dave (el del hostel)… más australianos te mueres…. Me contesta al minuto y me propone una visita dos horas después. Perfecto… mientras tanto buscaré trabajo.

Paseo por la ciudad y me encuentro con un barrio super chulo lleno de cafeterias, bares, restaurantes  muy de ambiente joven y alternativo. Decido echar curriculums por ahí, curriculums por allá. La gente sigue siendo muy buena conmigo. Se interesan por lo que estoy haciendo en Melbourne y todos me atienden con una gran sonrisa. Esperemos que sea buena señal.

Estoy a tope, dejo curriculums en bares, cafeterias, restaurantes, tiendas de ropa, escuelas de idiomas. ¡Hoy no me para nadie!

A la 1, tengo cita con Ryan (wow que bien suena eso) y decido irme un poco antes para ver el barrio. Barrio perfecto, a 10 minutos andando de la ciudad. Rascacielos enormes de más de 30 pisos. Cruzo los dedos para que sea uno de esos grandes. A la una llega Ryan y sí es un rascacielo de 30 pisos super chulo. Voy a vivir a lo americano en Australia.

Ryan parece majo y me enseña el piso. Piso genial, bastante grande con un ventanal gigante tipo loft. El piso es nuevo. Cocina americana y habitación de tamaño muy razonable con ventana grande y un armario muy muy grande (dato muy importante ya que os recuerdo que llevo arrastrando 36 kg de maletas).  El edificio tiene pista de padel, piscina cubierta y gym (¿qué más puedo pedir?)

Ventajas: todo lo que os he dicho antes

Desventaja: el precio que es de 875 dólares al mes. Sin embargo, Ryan me dice que no tengo que pagar un mes de fianza si pago los dos primeros meses por adelantado, lo que me arregla un poco la vida. Otra desventaja: Ryan no está seguro de que se libere el cuarto. En cuanto lo sepa, me avisa. Pero yo ya me he quedado con las ganas… asi que cruzaré los dedos para que salga todo como quiera. El tiene que volver al trabajo y andamos juntos hasta el centro. Me cuenta un poco de su vida, y me cuenta de que estuvo en Madrid y volverá en Agosto porque le encantó. ¡Bien Ryan! ¿Ves como quieres compartir piso conmigo? Andaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa

Sigo con mi búsqueda de piso y estoy a tope. Mi lista de contactos se está alargando en el móvil. Me estoy haciendo un poco australiana… Me escriben varias personas para un piso pero el precio es excesivo así que no voy a visitarlos. Sin embargo, tengo cita a las 4 con un colombiano que tiene un cuarto libre en pleno centro de Melbourne.

Camino por la calle y me siento bien. Siento que podría perfectamente encajar dentro de esta ciudad, al menos durante algunos meses. Ando y la gente me sonríe…y no quieren nada en cambio. Esto me suena raro jajaja De repente, un chico me para en medio de la calle y se me presenta. Yo flipo un poco pero le escucho. Me empieza a preguntar de dónde soy y que estoy haciendo en Melbourne. El es de Sydney y va a pasar una temporada en Melbourne por trabajo. Me pide mi número de teléfono. La situación es un poco incómoda pero tampoco sé como decir no sin ofenderle así que le digo que si, y se lo doy. Decido darle un falso número. Pero Laura, come on, el falso número no funciona ni en España, ¿cómo iba a funcionar aquí? Me llama obviamente para ver si le he dado el número bien y yo me muero de la vergüenza ja ja ja

–        No, perdona, es que me he equivocado en los números, no hablo bien inglés…

Me dice que quiere invitarme a unas copas esta noche:

–        Que pena, es que esta noche me voy a Monbulk, a una hora de Melbourne. (Ya ves tú, qué gran desgracia…)

No sé si pilló las indirectas pero digo yo que sí jeje. Guardo su número como contacto; así por lo menos no cogeré el teléfono cuando vea su nombre🙂

Ya son las 3h y pico y decido acercarme al piso que tenía que visitar en el centro. El sitio y el edifio están muy bien. Sin embargo, el piso es muy muy pequeño (unos 50-60 metros cuadrados para tres personas). La habitación no tiene ventana y la verdad es que el piso entero está muy oscuro. Me piden 950 dolares por mes y un mes de fianza… IMPOSIBLE. Tampoco estoy tan desesperada. Seguiré buscando.

Una vez mis aventurillas del día terminadas, decido volver al hostal para recuperar mis queridos 36 kg. En recepción me encuentro con un chico que lleva la camisa de España. Obviamente le pregunto por qué y me cuenta que estuvo viviendo en Granada. Estamos hablando un rato y me cuenta lo duro que es buscar piso aquí… Enfín, espero que a mi me vaya mejor.

Arrastro mis 36 kg hasta la estación y cuando digo arrastrar es arrastrar. Estoy hasta los…… Me duele la espalda y me dan pinchazos cada 30 segundos. Empiezo a entender que no voy a poder llevar tanto peso durante mucho tiempo porque sino mi cuerpo se quedará en el camino.

Cojo el tren hacia Monbulk dónde voy a pasar el finde con una australiana que no conozco. Voy a hacer couchsurfing. Significan que desconocidos te invitan a su casa gratuitamente para compartir experiencias y conocer nuevas personas. Yo voy a conocer a Helen Kempton y creo yo que habrá muy buen rollo. Me ha dicho ya que me llevaría esta noche de fiesta, así que ya os contaré más tarde cómo acaba este día🙂

 

 

 

te dejo Madrid julio 10, 2011

Filed under: Uncategorized — Laura Leblan @ 2:02 pm

Http://6mesesporestadosunidos.wordpress.com AQUI TENÉIS MI NUEVO BLOG

 

Muchos de vosotros ya saben y ya se despidieron. El tiempo se agotó y algo nuevo empezó para mi. La semana pasada dejé Madrid, la ciudad en la que todavía sigue  mi corazón. Con muchas lágrimas, dije Adiós a la Gran vía, la Puerta del Sol y las uvas, la Plaza Mayor y su sol abrasador, Huertas y sus discotecas, la Puerta de Álcala, el parque del Retiro y sus fuentes de vida, el Rastro, el tapeo del domingo, el parque Juan carlos y las tardes de bici,  el Prado y el Reina Sofía. Dejé también la Moncloa (algo que muchos quisieran hacer), las callejuelas de Tribunal, Cibeles de noche, la Plaza de España de día y las sonrisas de todos los que me acomparon. Mis amigos, mis compañeras de trabajo y hasta los vecinos del barrio.

Con muchas ganas y ansía abrazo este nuevo momento, esta nueva aventura. Otro mundo, otra lengua,  nueva cultura. Cruzaré el océano con los recuerdos de toda una vida. Ya dentro de poco crearé el hermano de http://6mesesporbrasil.blogspot.com para que podáis seguir las novedades de mi nueva aventurilla.

Ay me voy otra vez
Ahi te dejo Madrid

 

El lenguaje de mi cuerpo mayo 10, 2011

Filed under: Uncategorized — Laura Leblan @ 3:18 pm

Llevo ya un par de años observando cómo dos cuerpos conectan sin palabras, apenas miradas. Pasos adelantes, pasos atrás. Notas en el aire. Un soplo retenido, una mano relajada. Un giro desmesurado roza tu cintura. Una pausa antes de volver al ritmo frenético, del lenguaje de tu cuerpo.

Un brazo alzado me invita a pasear, alrededor de tu sombra, alrededor de tu boca. Siempre fingiendo el avance antes de la huída. Un día te quiero, al otro te niego. Entre engaño y ternura, movimientos y sombras, espero con miedo el momento preciso, en que me dejarás caer, en que me dejarás vencer, el lenguaje de tu cuerpo.

Un encuentro nuevo, todavía sin conocer. El lenguaje de mi cuerpo, el que quieres dominar, el que ansío comprender. Un duelo sin ganador, un desafio para estremecer. El lenguaje de mi cuerpo, contra el que no puedo luchar, me delata sin parar.

Prisionera de algo extraño, todavía sin entender. Fiel a mis sentimientos, a mis sensaciones. El lenguaje de mi cuerpo, contra el que no puedo luchar, burla todas mis condiciones. Miles de años, cien razones y muchos intentos. No hay voz que lo pare, ni mente que lo controle. No hay razón que venza los cuerpos fugitivos de hombres prisioneros.

Experiencias entrañables, como aquel espectáculo argentino, sensual y divino. Aquella noche latina en que la pista se vació y el ritmo brasileño nos dejó al descubierto. Como aquella noche de parálisis que obligó mi cuerpo a quedarse quieto ante el peligro eminente, de un terrible asalto.

Mi cuerpo, la expresión de mis miedos, de mi vida, de mi caos. Envidia sana de los que saben, pueden, y se apoderan. El aprendizaje llevará a la fusión, después de una gran rebelión. Movimientos transformados en actos, en hechos. Mi cuerpo revela, sin palabras, sin querer, más de lo debido esperando en silencio, el momento en que me dejaré caer, en que dejaré vencer, el lenguaje de mi cuerpo.

 

BEBÉS mayo 8, 2011

Filed under: Uncategorized — Laura Leblan @ 10:12 pm

Son las tres de la tarde. Ganas de nuevo, ganas de  algo diferente, simplemente, ganas de cine. Bebés es una buena elección para un domingo tranquilo y soleado.

Una hora y cuarto centrada en cuatro bebés. Mari, Bayarjargal, Hattie y Ponihao nos invitan a compartir los primeros 18 meses de su vida. Un mundo sencillo, sin preocupaciones ni complicaciones.  Un mundo lleno de amor, de cariño y de descubrimiento. Primeras caídas y primeras victorias. Tal vez los mejores meses de nuestras vidas, y sin embargo los que nunca recordaremos.

Una serie de historias dulces que hablan de igualdad y felicidad a través de varias formas de aprendizaje. Japón, Estados Unidos, Namibia y Mongolia. Cuatro lugares opuestos y tan parecidos a la vez. Bebés, la historia del comienzo de todo un recorrido, la historia de nuestras vidas. Bebés y padres: etapas obligatorias de casi todas las culturas.

Dirigido por Thomas Balmès, ideado por Alain Chabat, la película de Bebés trae un nuevo formato revolucionario aproximado al “reportaje” que va difícilmente a encajar con el público. La poca promoción que los medios le han dado y su novedosa escritura provocarán el bloqueo del público español, reacio a su propio cine y al de su vecino. Una pena.